L’Ablanu: la mejor cosecha musical de Piloña (II)

Reconocimiento a Maria Victoria Tendero por “toda una vida enamorada de la música”

Mi hermana, que siempre estuvo dispuesta sin límite alguno, para formar parte y contribuir en cuantas asociaciones y eventos fuera requerida por esta comunidad piloñesa, sentía una incontrolable y loca pasión por todo lo relacionado con la música.
Obtuvo a muy temprana edad la carrera de este arte, no sin pocos sacrificios, entre otros el de tener que efectuar continuos desplazamientos al Conservatorio de Oviedo; en una época en que careciendo de coche, los medios de transporte a la capital, no tenían nada que ver con las que hoy existen.
Fué pionera en unión de Albertin de la Fuente, Gonzalo y Avelino Rubio, Ángel Estrada y otros, en el inicio y fundación-renovación de la banda municipal, impartiendo gratuitamente clases de solfeo y contribuyendo sin ningún límite horario, en todo lo que se le solicitaba. Entre las múltiples anécdotas que recuerdo, sobre su desmesurada pasión por la música , viene a mi memoria cómo en una ocasión reunió a un grupo de niños, entre los que se encontraban mis hoy cuarentones hijos, y tras no pocos laboriosos ensayos y preparativos, pudo conseguir que debidamente formados y uniformados con camisa blanca y pantalón azul, desfilasen en uno de los multitudinarios y folclóricos primeros Descensos del Piloña, tocando una pequeña flauta, consistente en un trozo de cañavera, rematada en uno de sus extremos por un papel de fumar, a la que con tan rudimentario instrumento , conseguían arrancar unas notas que en algunos casos, recordaban alguna de las piezas por entonces en boga.
También fue durante muchos años, la encargada de tocar el órgano de la Parroquial de Infiesto, siendo reclamada por otras del concejo, incluso de alguna de otros lugares como en el caso de la Parroquia de Viñón del vecino concejo de Cabranes.
Espero que este piano ante el que tantas horas pasó mi hermana, contribuya para la formación de futuros músicos, que puedan ir engrosando la Banda de Música Municipal “De la Fuente” que, tras la extraordinaria batuta de su directora Miriam, ha alcanzado tan elevadas cotas de popularidad y prestigio.
Por último quiero solicitar del Exmo. Ayuntamiento de Piloña, tan reconocidamente bien gestionado por su presidente-alcalde Don Iván Allende, mantenga viva esta Escuela de Música, dándole el impulso necesario para que, más pronto que tarde, sea el orgullo de este querido concejo de Piloña.
Muchas Gracias. (Fernando Tendero García (Nito)-Marzo-2018)”.
AGRADECIMIENTOS: A: Miriam Martínez y demás profesores, alumnos, Directiva de L´Áblanu, Ayuntamiento de Piloña, familias y público en general, que han hecho posible la celebración de esta emotiva sesión musical.

Deja un comentario